¡Ojo con su cortisol!

El estrés es un gran enemigo de la salud. Aprender a manejarlo es una prioridad. Foto Kamuelaboy

El cortisol es una hormona que se produce en las glándulas suprarrenales, en la parte superior del riñón; es llamada la hormona del estrés, y cuando este se incrementa, la hormona lo hace también, afectando varios órganos y funciones en nuestro cuerpo.

Misiones del cortisol

  • Regular los niveles de inflamación del cuerpo.
  • Controlar el sistema cardiovascular.
  • Participar en el metabolismo de grasas, proteinas y carbohidratos.
  • Coordinar el ciclo sueño – vigilia.
  • Equilibrar la sal y el agua del cuerpo.
  • Coadyuvar en los procesos psicológicos de memoria y atención.

¿Qué ocurre cuando el cortisol se eleva?

El exceso de cortisol afecta negativamente las funciones mencionadas, además, si el estrés es crónico, el cortisol siempre estará alto, produciendo una alteración endocrina denominada hipercortisolismo, que impactará todos los sistemas del cuerpo dando paso a distintas  complicaciones.

Afectaciones a la salud por altos niveles de cortisol

Sistema inmunológico débil

El cuerpo quedará expuesto a padecer infecciones, asma, alergias, enfermedades autoinmunes como el lupus, además de ser más vulnerable a las consecuencias del coronavirus.

Sistema cardiovascular

Aumento de la presión arterial que pueden derivar en infartos, enfermedades cardio y cerebro vasculares.

Sistema metabólico

Influye en el sobrepeso, produce retención de líquidos y de grasas, especialmente en el abdomen; provoca más antojos por alimentos azucarados, grasas y carbohidratos; puede aumentar el riesgo de padecer diabetes tipo 2; irritación e inflamación de la mucosa estomacal, gastritis, úlcera, o síndrome de colon irritable.

Ciclo sueño y vigilia

Los niveles altos de cortisol que se activan en la noche, pueden derivar en insomnio y, por ende, agotamiento físico y mental, también ocasionan falta de concentración y problemas de memoria.

Afectación de la piel

Se puede tornar opaca, con grasa, reseca, envejecerse prematuramente, y presentar herpes, acné o psoriasis.

Además, el cortisol esta estrechamente vinculado con depresión, trastornos de la tiroides, Alzheimer y otras demencias.

¿Qué hacer para mantener equilibrado el cortisol? Recomendaciones de los especialista

Comer de manera saludable

Contribuye a disminuir  los niveles de cortisol, controlar la ingesta de azúcar, mantenerse fuerte, proteger su sistema inmunológico, regular el tránsito intestinal, tener piel sana, mejorar el estado de ánimo y productividad, entre otros beneficios.

Realizar actividad física

El ejercicio ayuda a fortalecer el sistema inmunológico, a reducir la grasa corporal, oxigenar la piel, al buen funcionamiento del sistema cardiovascular. Se debe hacer bajo supervisión médica y adaptado a sus condiciones de salud.

Mantener una actitud positiva ante la vida

La actitud positiva aporta mayor bienestar físico y emocional, más confianza y seguridad, mejores relaciones interpersonales, nos vuelve resilientes ante las dificultades.

Técnicas de relajación

Incorpórelas a su rutina diaria para el adecuado manejo del estrés con los siguientes beneficios: disminuir la presión arterial, mejorar procesos digestivos, equilibrar el azúcar en sangre, bajar el nivel del cortisol.

Aprenda constantemente

Al aprender algo nuevo activa su cerebro, tiene acceso a distintas oportunidades, se eleva su autoestima, entabla relaciones interpersonales, aumenta la productividad, y hasta puede crear oportunidades de negocio.

Apoye causas sociales

Ser solidarios es una de las tareas que vinimos a hacer a este mundo, aunque a veces ni siquiera lo hayamos pensado.  Invertir en estos procesos puede contribuir a mejorar las condiciones de existencia de personas, comunidades, animales, a sacar adelante procesos loables, o proteger la naturaleza, dando motivaciones, sentido de vida y bendiciones.

Recuerde, la buena salud se construye diariamente practicando hábitos amigables con la mente y el cuerpo, ejerciendo actos bondadosos, amorosos, éticos y de reconciliación con quienes nos rodean.

La bondad, ternura y compasión, bajan los niveles de estrés y mejoran la salud.
Foto svklimkin

Le puede interesar

Visitas: 3723